Páginas vistas en total

martes, 21 de julio de 2015

HACERSE TRAMPAS AL SOLITARIO


Distinto a todo.
Todo lo que vivo es distinto a todo lo que he vivido.
Es distinto a todo.
Todo se produce por alguna razón.
Ahora las ganas de beber que no se van, las ganas de beber. Beber más y eso produce más tolerancia y eso produce que necesites más alcohol.
Luego la mente que cambia, mente que ya no es la misma.
La seguridad de algo, de que el mundo va hacia un lugar mucho más oscuro, hacia ese lugar mucho más oscuro en el que ya estoy.
Hay algo nuevo en lo que me estoy convirtiendo y no es el alcohol.
Volverme mucho más oscuro, eso sucede...sensación de volverme peor persona tal vez y también.
La pérdida de la inocencia, el daño que me han hecho los demás...por lo que van a pagar karma.
El karma que se ha creado esa gente que me hizo daño, karma que tienen que pagar.
El mundo destinado a un lugar más oscuro y yo volviéndome más oscuro hacia ese lugar.
Pocas personas han conseguido ya ser clase media, mi amiga Claudia que quiere separarse, el matrimonio le va mal, no aguanta.
A ese lugar más oscuro al que vamos todos, hoy mi amigo Esteban discutiendo con su mujer, un conflicto doméstico.
Hoy he estado segando en el jardín, había plantas urticantes y he tenido que matarlas a todas. Las plantas urticantes no tienen la culpa de haber nacido así, pero hay que eliminarlas. El mundo es un lugar hostil.
Cáncer, la luna de cáncer y cambiando todo ahora, cambiando todo ahora.El destino puede estar marcado, no elegimos nuestro destino y no jugamos con libros de sellos, el destino puede estar escrito pero no por ti, es evidente que no lo sabes y no lo conoces y no te cabe duda de aquello que quieres conseguir pero lograrlo o no no depende de ti, hay un Plan Maestro y en ese plan maestro hay pequeños detalles que desconoces y no sabes qué puede suceder, el destino no puede acabar contigo pero tienes un final porque eres finito y lo que quieres no lo conoces y no lo sabes y no lo supongas.
La luna ha salido ya y es mucho más oscura está vibrando hacia regiones negras y te parece a ti que algo pasa y que es extraño, oyes a la gente decir que no tienen la culpa de saber lo que sabes hacer, nos dan oportunidades y no somos genios o quizás sí, ayudarnos para ser aquello que no nos pueden arrebatar y no decidir, por qué, por nada, no seamos gafes.
Las personas son sorpresas.
Todo era en un principio ser de una manera y no de otra, escribir algo parecido a tres lecciones de tinieblas y querer ser el poeta de España cómo otros fueron el poeta de Francia, esa sensación de que con el tiempo íbamos a ser los poetas de España mi amigo Luis y yo, los dos grandes poetas, los poetas de España.
Se está de esa manera de la que sólo se puede ser con dieciséis años: ingenuo y ambicioso. Y así vivíamos.
En medio de un cuento maravilloso.
Lo supe cuando llegó la luna más triste y más oscuras de todas, la gente estaba triste y desanimada influenciada maléficamente por esa luna y yo recordaba la suspensión de las moralidades del eclipse del 97 cuando la gente corría detrás de los cubos de basura y el cirujano, mi tío, compartía cerveza y enrojecida sangría para todos y había un sopor de felicidad en el aire. Ahora, sin embargo, con la luna negra y triste todos estábamos apagados y silenciosos y las parejas se separaban y los amores se morían y uno llegaba a su recuerdo y se daba cuenta de que no era el gran hombre que iba a ser.
Así comprendí yo que era uno más de tantos y no era nada especial y me refugiaba en la mónada que formábamos todos, todos los grises y depauperados, hambrientos de amor, sedientos de una mayor consideración, subiendo por el hoyo, intentando salir.
Pero la circunstancia fue diferente y las consecuencias otras para según qué gente y algunos envejecieron con la luna y otros se volvieron personas cautelosas.
No sé cómo le afectó a Luis pero yo creo que se volvió una persona más oscura, leía sus poemas y ya eran otros y sin embargo podía reconocer su estilo y en cuanto a mi, me pasaba otro tanto. De alguna manera Luis y yo estábamos mejorando nuestro estilo literario después de veinticinco años pero no lo sabíamos y todo llegó pàradójicamente cuando admitimos los dos que jamás seríamos grandes poetas y ni siquiera los poetas de España ni del mundo, otros aficionados más del montón con ciertas ínfulas literarias y en el pasado arrogancia.
Personalmente he de admitir que me gustaba haber iniciado la carrera literaria al mismo tiempo que mi amigo Luis porque nuestro progreso y degradación había sido paralelo cómo si por haber vivido las mismas circunstancias culturales e históricas nos hubiera influenciado por igual al tener el mismo peso de intelecto y parecidas vivencias y mismos vicios.
Fue entonces cuando empecé a pensar que todos estábamos repetidos de alguna manera, que la historia de un poeta era la misma que la de todos los poetas y la historia de un escritor desconocido es igual a la de otro escritor desconocido y finalmente nadie se salva de la mediocridad ni del tedio y todo es similar o muy parecido y todo tiene cierto sentido pero no podemos alcanzar a analizar los detalles porque sólo sabemos eso: detalles pero no la vida en su conjunto y el árbol impide ver el bosque, es así.
Todos esos años empapados en drogas y alcohol, quizás era el tiempo de cambiar...¡El artista rebelde y borracho quería cambiar! ¿Pero cómo? ¿Esto es un error? ¿Se supone que es una broma? En algún momento de la vida Luis y yo fuimos dos muertos, pero no lo sabíamos. Alguien nos esperaba fuera. La vida no es sólo seguir a los planetas o disfrutar. Hay un propósito, un Plan Maestro...hay un Plan Maestro en la vida de cada cual, todos lo sabemos. Existe ese plan y ese plan debe funcionar. ¿Cómo? No lo sabemos. De alguna manera nos vuelve invisibles.
Pero las fuerzas escaseaban y todo se volvía triste pero no confuso, la tristeza venía de que ya estaba todo lo suficiente claro cómo para darte cuenta de que una guerra mundial era inminente y la posible llegada del Planeta X provocando terremotos e inundaciones y con ello la certeza de no haber sido el mejor de los poetas, sólo tiempo gastado, tiempo e ilusión.



No hay comentarios:

Publicar un comentario